Le quiero y le requiero

Hoy hace exactamente 9 años que mi vida se dio la vuelta como un calcetín. Tal día como hoy de hace 9 años mi vida no tenía sentido. Mi proyecto, ese que me había marcado de periodista, casada, con hijos y feliz, se había ido al traste. Poco a poco lo había ido perdiendo sin darme cuenta. Y tal día como hoy hace 9 años a estas horas no tenía proyecto de vida. Todo el futuro era incierto, no tenía ganas de emprender nada nuevo, ni de empezar de nuevo una historia, ni una vida diferente, ni nada. Todo era negro. Solo quería que los días pasaran, la verdad no sé muy bien para qué. 
Pero la noche del 20 de agosto, algo me hizo navegar por Internet y encontrar al Santo. Ahí estaba él. Tan desengañado de la vida y perdido como yo. Y aquella noche ya supe que era un Santo. Y me hizo reír, y soñar y pensar en mañana, y en pasado mañana y en el otoño y en el invierno. Y llegó nuestra canción, y nuestro restaurante preferido, y nuestras manías y nuestras costumbres. Y aquel absoluto desconocido el 19 de agosto, se se convirtió en mi amigo, mi confidente, mi amante, mi marido, el padre de mi hija… En la persona que me hace reír, con la que puedo llorar, en la que me cuida cuando estoy enferma, en la que me arropa en las noches de frío…
Desde hace 9 años, sin duda, mi vida es mejor. Por eso le quiero y le requiero. Porque solo él me hace sentir tan especial. Es como el estribillo de mi canción favorita…
¡¡¡FELIZ MIÉRCOLES!!!

3 Responses

  1. 20 agosto 2014 at 9:23 pm

    Feliz aniversario guapetona! Un abrazo.

  2. 22 agosto 2014 at 12:19 pm

    Felicidades por esos 9 años !!

  3. Anónimo
    Responder
    23 agosto 2014 at 6:57 am

    Felicidades Rocío, nadie lo merece más que Luis y tu. Enhorabuena por haber hecho realidad tu proyecto de vida. Un beso fuerte de tu Rous

Deja un comentario