Mitos del verano

No se puede concebir un verano ni sin canción ni sin mitos. Llegan las altas temperaturas y empiezan a surgir chascarrillos como melodías pegadizas que te encantan los primeros días de junio y aborreces a más no poder en  septiembre (verás tú hasta donde vamos a acabar del “como te atreves” de Morat). A lo que voy. Hoy me toca desmontar seis mitos del verano que son muy clásicos. Allá vamos:
1.- Los mosquitos pican más a la gente con sangre dulce: ERROR. De ser así, ¡¡pobre los diabéticos!! Lo que si que es cierto, o eso me han contado, es que a los mosquitos les atrae la temperatura corporal y la ropa húmeda. Por lo tanto, es más que probable que en noches de mucho calor o en climas calurosos y húmedos te breen los mosquitos

2.-  Comer zanahorias te pone más moreno: ERROR. En la piel de los
que consumen muchas zanahorias si se puede apreciar un ligero tono anaranjado. Pero no es que sea consecuencia del sol sino del betacaroteno que contienen las zanahorias que te tiñe la piel.  Pero de ninguna manera las zanahorias producen más melanina, el pigmento responsable de que nos pongamos morenos. 

3.-  Cuando te pique una medusa lo mejor es orinar sobre la picadura: ERROR. No solo no es efectivo sino que en algunas ocasiones es hasta contraproducente. Lo mejor es limpiar la herida con agua salada, aplicar compresas frías y acudir al médico para que te recete una pomada con corticoides o antihistamínicos, según considere.


4.- El licorcito de después de comer es digestivo: ERROR.El alcohol relaja el esfinter esofágico, con lo cual aumenta el reflujo, incremente la secreción de ácido, por lo tanto más acidez y retrasa el vaciamiento gástrico, lo que significa que retarda la digestión.

5.-  Los niños pegan un estirón en verano: VERDADERO.  Con el buen tiempo los niños suelen realizar mayor actividad física, que es uno de los factores que favorece el crecimiento. El ejercicio realizado en las piscinas y playas; los juegos al aire libre, los paseos al atardecer y las carreras en bicicleta hacen que nuestros pequeños regresen al cole mucho más altos que cuando despidieron el curso escolar. 
6.- El picante te ayuda a soportar el calor: VERDADERO. Que en países muy cálidos como México, India, México o el sur de China predomine la comida picante no es casual. Comer alimentos picantes eleva la temperatura corporal y nos hace sudar y esto nos ayuda a refrescarnos más rápido.
¿Te sabes algún otro mito del verano? Me encantará que lo compartas conmigo.
¡¡FELIZ MARTES!!!

1 Response

  1. 12 julio 2016 at 1:53 pm

    Qué equivocadas podemos llegar a estar!!

    Con esto del pimiento picante como se entere mi marido me lo pondrá más veces como excusa!! Jajajaj a mi me tiene artita que luego prrce que saco fuego de la boca xD

Deja un comentario